Gracias y hasta pronto.

¡Gracias por cada día vivido!
Gracias por cada lágrima que has provocado
Gracias por los días de sonrisas
Gracias por cada enseñanza. 

Ahora se que debo de seguir sola
que para ti no fue más que pura diversión 
algo trivial en tu vida. 

Gracias por llegar a mi vida 
en una noche de agosto, 
gracias por despertar el amor en mi 
y por devolverme la ilusión. 

Duele verte con alguien
¡claro que duele!
pero al parecer es lo quese necesita
para cerrar este capítulo.

Gracias por demostrarme que todo termina,
 que puedes ser tan dulce 
como lo eras en mi boca, 
y también puedes ser ese trago amargo y triste 
que provoca mis lágrimas. 




Gracias y hasta pronto...

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Por qué tiembla en Guatemala? (Cuento corto)

El mundo y el amor

Fantasmas