Hay días y hay noches


Hay días y noches que solo me hacen querer hablar con vos,
hay días que quisiera regresar a nuestra habitación compartida, 
hay noches en las que quisiera saber que puedo hablar con vos 
como cuando reíamos sin parar. 

Ahora todo fue aprendizaje,
te has vuelto parte de mi piel y de mi aire; 
siempre me asalta de vez en cuando la duda
¿cómo serías ahora? 
¿de qué hablaríamos si nos viéramos? 


Hay días María, en que quisiera escuchar tu voz de nuevo
hay noches en las que quisiera ver tu pelo negro brillando. 
Hay días y hay noches en las que una hermana
siempre será una amiga sin prejuicios. 




Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Por qué tiembla en Guatemala? (Cuento corto)

El mundo y el amor

Fantasmas