Tú eres una ceiba

Porque como todo árbol 
has sido semilla, 
ahora me doy cuenta que
Tú eres una ceiba. 

Árbol que me ha dado sombra 
y seguridad. 

Porque con tu copa verde 
me implantaste la esperanza 
confiando y luchando 
por amor. 

Eres la fortaleza 
que nos mantiene, 
eres la raíz que nos unifica 
en la tierra donde habitamos. 

Tú eres una ceiba
que fortalece mi vida. 


Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Por qué tiembla en Guatemala? (Cuento corto)

El mundo y el amor

Fantasmas